titulo

ASTURIAS. GIJÓN.

Gaspar

NO ME CLASIFIQUEN. ¿¡Es de izquierda o de derecha!? -Tenga calma. Yo soy como las estrellas, con propia luz en el alma.

Comentarios de José Álvarez Lobo


RAMOS

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: Xesús entra en Xerusalén. Unos pocos anímanse y salen a escontra dÉl y reconócenlu como Mesíes. Ye poca cosa, pero nun dexa de ser un triunfu. Nu hai comité de recibimiintu... Montéu nun burru, nun paez rei... Isi día tovía había algún animéu a gritar que Él yera el Mesíes. Pero nun van durayos muncho los ánimos... Pregúntome si a Xesús nu i prestó más aquetcha procesión de xente probe y con ganes de ver cambiar el mundu inxustu, que les procesiones solenes, de xente convencía de saber lo que ye y trai Xesús, pero que nun dexan les poltrones pa trabayar pol amor y la xusticia.

Seguir leyendo...

DOMINGU QUINTU. Cuaresma

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: El domingu paséu, Xesús decía: 'Yo soi la tchuz del mundu'. Y quitói la ceguera a ún, curó a un ciigu de nacimiintu, dandoi tamién la fe nÉl... Hoi dizmos: 'Yo soi la resurreción y la vía'. Y Lázaru, que fedía porque tchevaba ya cuatro dís muirtu, resucitó... La resurreción de los muertos ye un puntu principal de la fe. Ye algo mui serio na vía de caún. Que la tierra sea reonda o que se paeza a una pera, nu importa muncho. Pero la fe na resurreción tien que ver con el camín que tien que tchevar caún, con el sitiu pa onde tien que amirar, con el cómo tien que comportase.

Seguir leyendo...

CUERTU DOMINGU DE CUARESMA

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: La curación del ciigu de nacimiintu ye otra de les señales (la seis) que fexo Xesús, y que mos pon Xuan na parte primera del so Evanxeliu. Val pa que atolenemos que Él ye 'la tchuz del mundu' (Xn 8,12). Con isi milegru vese que unos aprosímanse a la tchuz y déxanse atchumar, mientres que otros prefieren andar a escures... Nel ciigu y nos fariseos y maestros de la Lei tamos representaos tós. Poemos andar a escures, dandoi les espaldes al que ye la tchuz del mundu; pero tamién poemos dir descubriendo a 'isi home que se tchama Xesús' (Xn 9,11), que 'ye un profeta' (9,17), que 'vien de parte de Dios' (9,33), que ye 'el Mesíes' (9,22), 'el Fiyu del home', 'el Señor' (9,35-37)... Tamos aquí porque nun vemos bien el camín. El emu'l mundu, mentirusu y trampusu, con propaganda y males artes, escurez el camín y nun mos dexa ver... Queremos que Xesús mos atchume. A eso venimos.

Seguir leyendo...

DOMINGU TERCERU CUARESMA

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: Na Biblia úsanse munches palabres que tienen un sentíu simbólicu. Los símbolos valen pa conocer meyor algo, sabiendo que 'conocer', na Biblia, nun ye algo que se fai con la cabeza; conozse con el corazón y les entrañes. Lo que Xuan quier decimos con símbolos como abua, pan, camín, tchuz, tiniebles, puerte, palabra..., nun se conoz sólo con la cabeza, conozse con el alma, con les emociones... Hoi fálamos de abua. El abua cai de riba, y fai que la tierra dea frutos. Por eso ye símbolu del Espíritu. Ye el reguelu de Dios que Xesús mos trai. Quita la sé, y faimos dar los frutos que a tós mos presta ver: amor, xusticia, unión, paz. Ye un abua que mos fai vivir como fiyos de Dios. Por eso, «l'últimu día, el más sonéu de les fiestes, decía Xesús a voces: El que tenga sé que venga a mí; el que crea en mí tendrá de beber. Dizlo la Escritura: 'De él van salir ríos de abua viva'. Referíase al Espíritu que dían a recibir los que creyeran en Él» (Xn 7, 37-39).

Seguir leyendo...

DOMINGU SEGUNDU CUARESMA

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: Nel domingu segundu de cuaresma vese siempre la Tresfiguración de Xesús. Ye pa que mos acordemos de la resurreción. La cara que 'retchumaba como el sol y los vestíos que retchucían como la tchuz' (Mt 17,2) faen que mos acordemos de la tchuz de Pascua. Con la muerte de Xesús nun se apoeran les tiniebles de tó; apúoles Él de antemano. Pero nun se pue olviar que hai que pasar per la muerte. 'Pascua' vien de 'pasar'. Pa mientres pasamos per la muerte tenemos menester de la fe. La fe fai que téamos seguros de resucitar; nun vamos resucitar porque lo merezamos: ye un reguelu de Cristu Xesús.

Seguir leyendo...

DOMINGU PRIMIRU CUARESMA

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: Los homes y les muyeres tenemos munches veces que decidimos y escoyer. De lo que decidamos pue depender el futuru nuistru. Como nun vemos claro per qué camín agarrar, nun ye ná raro que escoyamos el que mos paez más buepu y seguru, o el que menos va costamos, en sin ver que pue retorcese y salimos mal. Eses son les tentaciones que mos tchevan a escoyer lo que ye malo pa nosotros o pa los demás... Pa cumplir con la so misión, Xesús tuvo tamién que escoyer: o dir pel camín que'l Padre i decía, o dir per utru camín más facilón y más buepu, que i costara menos a Él y que yos gustara a los sos seguiores... De eso mos fala la liturxia disti domingu primiru de Cuaresma.

Seguir leyendo...

DOMINGU SIETE DEL TIIMPU ORDINERIU

MONICIÓN DE ENTRÁ:Seguimos estos domingos con el que se conoz como Sermón del Monte. Matéu a lo señalao nes leyes que se tchaman de Moisés contrapón un comportamiintu nuivu: el de los que catan el Reinu, una “xusticia que sobrepasa al comportamiintu que tienen los escribes y fariseos” (Mt 5,20)... ¿Cómo portase con los que son malos con nosotros? ¿Conformase con que se yos aplique la lei?... Nun se trata de añadir artículos nuevos a la lei: trátase de que ye preciso poner alma y sentíu a la lei... El alma y el sentíu de la lei ye el amor.

Seguir leyendo...

DOMINGU SEIS

MONICIÓN DE ENTRÁ: La primer tchetura de hoy emprincipia diciendo: “si quies, pues”... Paezme que ye'l meotcho de lo que Cristu mos diz desde les altures del monte aquel que escoyú pa falamos. Acuérdamos que semos tchibres. La lei nueva nun ye un “tienes que”, nin ye un “debes de”. Ye un: “si quies, pués ser dichusu”... El asuntu ye “escoyer”... Como si mos dixeran: 'si nun quies ser ún cualquiera', 'si nun quies malgastar la vía nin perder el tiimpu', 'si nun quies facer el tuntu', entiende lo que quiero decite, cumple con etcho, apriéndeyoslo a los otros... Pero antes de aprendeyos ná a los otros, ye preciso ¡haber entendíolo!, y antes tovía ye menester ¡haber cumplíolo!... Si piensas que los demás nun te entienden lo que yos dices, ¡enséñayoslo con les obres! ¡Que obres son amores, y non bones razones!

Seguir leyendo

DOMINGU QUINTU DEL TIIMPU ORDINERIU

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: Xesús ye la tchuz de verdá que vieno a atchumar a los que tan a escures. Ye tchuz porque mos da a conocer a Dios. Atchuma con lo que diz y con lo que fai. Por Él sabemos que Dios ye Padre y que ye Amor... Al damos a conocer a Dios, entchénamos de confianza y ponmos contentos. Gracies a Xesús tenemos nel mundu la bondá de Dios: Él ye el Dios compasivu y misericordiusu que mos quier tanto que da la so vía por nosotros. Y los seguiores de Xesús semos testigos de lo buinu que ye Dios, y encargámosmos de poner nel mundu un poco de la bondá del Padre que mos revela el so Fiyu... La Misa ye el sitiu más amañusu pa conocer al Dios-Amor, al ver que'l so Fiyu muerre y resucita por tós.

Seguir leyendo...

2 DE FEBRIRU
LA PRESENTACIÓN DEL SEÑOR

MONICIÓN DE ENTRÁ: Cúmplense hoi los cuarenta dís de haber celebrao la Navidá. Ye por eso por lo que mos acordamos de que foi entós cuando tchevaron a Xesús al timplu pa cumplir lo que la lei xudía tenía mandao. Yera la forma que tenían de oficializar que yera xudíu... El viiyu Simeón dixo de Xesús que yera la tchuz de les naciones. Por eso se conoz isti día como 'la fiesta de les candeles'.

Seguir leyendo...

DOMINGU TERCIRU DEL TIIMPU ORDINARIU

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: S. Matéu fala muncho del 'Reinu'. Diz 'Reinu de los Cielos' porque escribe pa xente xudía que tenía reperu en prenunciar la palabra 'Dios'… Xesús emprincipia diciendo que’l Reinu ya ta tchegando. Los xudíos esperaban un reinu de xusticia y de paz. Yera lo que esperaban los probes y los oprimíos... Con Xesús, el Reinu nun ye sólo pa los xudíos; ye pa tós. Nun tchega porque nosotros lu merezamos; ye un reguelu de Dios... Sémase y crez como la grana; maurez si el suilu lu dexa maurecer... Ye una ayalga pal que lu atopa... Ya ta cerca... Ye una bona noticia que hai que dar a tós, de palabra y con señales... ¡Hai que pedíi a Dios munches veces: 'Venga a nos el to Reinu'!

Seguir leyendo...

DOMINGU SEGUNDU DEL TIIMPU ORDINERIU

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: Emprincipiamos nisti domingu segundu del tiimpu ordineriu a dar pasos nel conocimiintu de Xesús. Nel ciclu A tchevaramos de la mano, casi tól tiimpu, san Matéu. Nun ye tchabor fácil. Si nun ye fácil conocer a la xente con que mos tropezamos tós los dís, tien que ser muncho más difícil conocer al Fiyu de Dios, que se fexo home y vivú va más de dos mil años nisti mundu. Y muncha culpa de nun lu ser a conocer tiénenla los intereses nuestros que nun mos dexan dar importancia a les coses qu’Él diz, y mos tchevan a catar el ciilu onde nun ta... Hai que’ntender que pa conocer bien a Xesús ye menester dir detrás dÉl. Y sobre tó dexase entchenar del Espíritu Sentu, el mesmu que lu entchenó a Él. El espíritu del mundu ye un esturbu pa conocer a Xesús, porque, sobre tó, nun mos dexa dir detrás dÉl… De toes formes, a nosotros, como a Matéu, tócamos tar con los bueyos y oyíos abiertos pa tratar de conocer al que trai la salvación, y pa poer contayos a los demás cómo y quién ye’l que atopemos y fexo posible que mos tchibráramos del egoísmu y mos volviéramos capaces de dayos a los demás el nuistru amor.

Seguir leyendo...

BAUTISMU DE XESÚS

MONICIÓN DE ENTRÁ: El bautismo del Señor nos evanxelios ye muncho más que un ritu. Ye’l principiu de la vía pública de Xesús… Foi nel bautismu de Xuan cuando Xesús sintú que Dios lu había entchenao del Espíritu Sentu y lu había mandao al mundu pa traeyos a los ciegos el poer ver, a los coxos el poer andar y a los presos el tchiberase. Ísi día diose de cuenta de que yera Él el que Dios había escoyío pa dayos a los homes la noticia bona a que se habían referío los profetes… Hoi acordámosmos tamién de que tós nosotros tamos bautizaos, y de que Dios, por lo mesmo, diomos el so Espíritu y escoyumos pa dayos a los homes la noticia de que semos los sos hermanos, y que tamos a co etchos pa catar la forma de tchibramos tós del mal… Nun taría mal que oyéramos tamién les palabres que oyú Xesús; palabres que vienen del Dios que lu escoyú a Él y mos escueye tamién a nosotros pa traer a los probes la bona noticia que ye’l Reinu que quier semar nisti suilu.

Seguir leyendo...

Día 6 de Xiniru: EPIFANÍA

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: Epifanía ye ‘dase a conocer’. Por eso ye una fiesta pa que nun cayamos na tentación de facer de la Naviá algo particular de caún, y encárgase de poner al Salvaor nes forcaes de los caminos onde lu vea túl mundu... Nos sitios importantes nun puen entrar más que mui poconinos; a los otros tórganlos pa que nun pasen. Por eso el día Epifanía ye un desafíu pa ver si puen quitase les sebes y muñones que nun dexan que los bienes acancen pa tós... Xesús nun vieno sólo pa unos pocos privilexiaos, nin pa un puiblu súlu, vieno pa tós: y los primeros son los más probes y marxinaos, como aquetchos pastores que tenían que pasar la nuiche al raso… Los otros, pa atopase con el salvaor, han de dexar los palacios, porque ye nel esteblu, ente los marxinaos y siendo ún detchos, onde lu van atopar.

Seguir leyendo...

DOMINGU SEGUNDU DE NAVIDÁ

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: Los homes y muyeres nun poemos vivir solos, desapartaos de tós. Tenemos menester de falar con los demás y de contayos coses y oyetchos. Por eso, la palabra ye una de les coses meyores que tenemos. Gracies a etcha faise ver lo que semos, lo que sentimos y pensamos, lo que creemos y esperamos. Gracies a etcha vamos a la escontra de los otros y facémosmos compañeros y amigos… Pero nun ye siempre fácil entender a los demás nin facese entender. Sabemos de sobra que a veces nun poemos falar en serio y claro con la xente… El Evanxeliu de Xuan emprincipia diciendo que Dios quier falar con nosotros, y que intentó facetcho desde antes de crear el mundu. Y la Palabra con que Dios mos fala ye’l so Fiyu, Xesucristu. Él ye la Palabra de Dios fecha carne.

Seguir leyendo...

DÍA DE LA SAGRÁ FAMILIA.

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: El Evanxeliu de Matéu ta empapéu de la mentalidá xudía. Nun ye de estrañar que faga referencies a que Xosé coló con la so familia a Exiptu... Acuérdamos asina la historia de Israel. Herodes amenaza con matar al Ninu, y por eso los padres colan con él pa Exiptu (Mt 2,14). Atchí había tao tamién el puiblu xudíu. Dios tchamolu desde isi sitiu. Matéu acuérdase de lo que dixo el profeta Oseas: 'Desde Exiptu tchamé al mio fiyu' (Os 11,1). Al ibual que'l so puiblu, Xesús tuvo tamién una temporá en Exiptu. Y como Moisés, que tchiberó al puiblu y lu tchevó a la tierra prometía, Xesús vendrá de Exiptu pa salvar a tós, invitándolos a entrar nel Reinu de los cielos... Cuando vuelven van a vivir a Nazaré, en Galilea, zona marxiná, sospechosa de falta de identidá nacional y relixiosa... Y el que toma les decisiones ye Xosé, el padre, el xefe de la familia, el encarguéu de curiar de Xesús.

Seguir leyendo...

NAVIDÁ

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: Ya tamos na Naviá. Anque nun sabe ún bien qué ye lo que celebra isti mundu nuistru. A veces paez que les naviáes nun son fiestes más que pa families acomoaes y pa los grandes comercios… Pa munchos ye cumplir unos ritos pos nun quea utru remidiu: comprar regalos, axuntase en familia y con amigos, felicitar les pascues y l’eñu nuivu, acordase de los que ya nun tan con nosotros... Pa otros, ni eso... P'algunos tamién ye menester cantar un villancicu que utru, dir con los nenos a la cabalgata, y hasta oyer misa. Pero el sentíu cristienu de la naviá... Eso nin mos suena casi... Nin María nin Xosé sabían qué yeran les Naviaes; nin los pastores. Nun lo sabía tampoco Herodes; que si lo hubiera sabío, nun sé la que hubiera armao. Pue ser que hasta se i hubiera ocurrío ún de los negocios que se faen estos dís; o un antruxu como el de la Tele... Nun lo sabían nin siquiera les autoriaes relixioses. De sabetcho, hubiera nacío nel Timplu, ente inciensos y sacrificios, arrodiéu de sacerdotes... Pero la Naviá planeola el Dios del ciilu. Por eso foi como foi… Isaíes y Lukes puen ayuamos a saber cómo quexo Dios que fueran.

Seguir leyendo...

DOMINGU CUERTU DE AVIINTU

MONICIÓN DE ENTRÁ: Los domingos pasaos la Palabra de Dios invitábamos a suañar y esperar un mundu distintu del que tenemos; los que se fixeron amos de tó apuestan que isti que etchos apoeran ye’l meyor, y faen tó lo que puen pa que lo creamos y mos apiteza más que toes les otres coses; pero ta montéu na coícia y na violencia… Hoi fálanmos les tchetures de fe. La de María, la de Xosé y la de Pablu. Tamién mos falan de la fe del rei Acaz, que poía figurar la nuestra: una fe de la tchingua pa fuera... María y Xosé creyeron nel plan que Dios había tresnao pa etchos, y diéronse en cuirpu y alma a él. Fiáronse de Dios, y dedicáronse a la tchabor que’l Espíritu yos señalaba. Pablu creú y puénxose de a fichu a tchevar la Bona Noticia a tós... A la fe nuestra pasai lo que a la de Acaz, y nun val pa que dexemos los planes propios nuestros pa trabayar nel Plan de Dios que ye’l so Reinu... La Misa ye’l recuirdu de Aquél que sólo y siempre dixo 'sí' al Plan de Dios, al amor, a la tchiberación de los probes: ye'l recuirdu de Xesús. >

Seguir leyendo...

TERCER DOMINGU DE AVIINTU

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: Les tchetures de hoi invítanmos a la paciencia… La que tien el que tchabra la tierra porque espera que un día va coyer una bona cosecha; la que tien el que sube a un monte o cruza un desiirtu. Esa paciencia vuélvese fuerza y ánimos pa seguir, por turniaes que se pongan les coses… Ye la paciencia que tuvieron los profetes pa decir lo que Dios yos había encargao, por más que tós se yos punxeran en contra… Niún sitiu hai más amañusu pa falar de paciencia que la Misa, por lo que etcha mos acuerda. Toes les fuerzes del mundu nun fueron quién pa que Xesús saliera del camín que’l Padre i había señalao pa ver que los homes se salvaran del egoísmu y de la incapacidá de querese… La Misa ye’l recuirdu de la paciencia que Xesús tien pa aprendemos a catar el paraísu pel camín del serviciu a los demás... Y el pan que comemos netcha damos la paciencia, que ye la fuerza pa nun cansamos de amar, de perdonar, de servir..., de trabayar pa traer el Reinu.

Seguir leyendo...

LA IMACULÁ CONCECIÓN

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: Muncho decimos: ¡Palabra de Dios!, ¡Palabra del Señor!... Pero les más de les veces nin mos importa, nin mos corre priesa cumplir lo que mos diz esa Palabra… Ente tantos ruios, nun semos a atender pa cuando Dios mos fala, a ver qué ye lo que mos diz… Nisti mundu atchoriéu grítanse munches palabres que nun val la pena oyer. Cansámosmos de atender pa etches, y nun mos quea tiimpu nin ganes pa tomar en serio a Aquél 'que tien palabres de vía eterna'... Mientres tamos na espera del que vien a salvamos, la liturxia ponmos delantre a María, la que atendú pa lo que i dixo Dios… Tamién nosotros poemos sentir, amirando pa Etcha, cómo sabe per dedientro que Dios mos diga a caún: 'Alégrate', 'el Señor ta contigo', 'el so Reinu ta cerca', 'pa Dios nu hai ná imposible'...

Seguir leyendo...

DOMINGU PRIMIRU DE AVIINTU

MONICIÓN PA EMPRINCIPIAR: San Pablu avierte que 'ye hora de esconsonar'. Xesús diz que convién 'tar preparaos'. Isaíes fala de andar 'a la tchuz con que mos atchuma el Señor'. El aviintu mete priesa pa despertar y ponese en camín. Nun ye asuntu de tar esperando que atchegue la naviá, nin de tar na espera de que mos caya enriba el 'día postriru'. El asuntu nun ye asentase a esperar que naza y creza el Reinu del amor y la xusticia; trátase de tener ganes, espabilar y ponese en camín pa que eso pase… Si a Pablu i paicía que los romanos taban adormilaos, ¿qué pensaría de nosotros? ¿Nun se mos tará esmuciendo el tiimpu que tenemos pa facer que’l reinéu del egoísmu i dexe el sitiu al reinéu del amor?... El Aviintu ye un tiimpu pa ponéi encontos a la esperanza. Y pa dexar bien asentéu el papel nuistru pa con la vía, pa con la historia y pa con Dios… La historia ye un aviintu grande, un camín pal futuru. El Dios-Amor y so Reinu fáense carne na historia; y pa isi plan contamos tós.

Seguir leyendo...


DOMINGOS ANTERIORES

OTROS ESCRITOS

36 Aniversario de la caída de Gaspar García Laviana

Un resumen de este texto fue leido en Tuilla el 13 de diciembre de 2014, en el momento de la habitual Ofrenda Floral (1978).

Se cumplen 36 años de no tener a nuestro lado su presencia física. ¿Habrá alguna otra forma de tenerlo cerca, de oír su palabra animosa, de sentir su empuje, de vernos arrastrados por su ejemplo? ¿Podremos aplicar a Gaspar, aquellas palabras del Comandante Tomás Borge refiriéndose a Carlos Fonseca Amador, Gaspar "es de los muertos que nunca mueren"? ¿Será verdad que el espíritu no muere nunca? ¿Cómo podremos sentir vivos sus anhelos, su brío, sus aspiraciones, su palabra viva, sus esperanzas e ideales?

Acordarnos de Gaspar puede ser una manera de hacer que continúe resonando su voz muy cerca de nosotros, buscando convertirse en vida en la historia que nos toca vivir. Conocí personalmente a Gaspar. Soy testigo de sus sueños, de sus luchas, de sus crisis, de sus compromisos, de su entrega a las causas que ameritan y exigen dedicación plena... Tuve y sigo teniendo la suerte de compartir los ideales para los que vivió y por los que se desvivió... Unos días antes de su muerte, el día de santa Bárbara, estuvimos largo rato juntos hablando de su visión de la Asturias que había visitado poco tiempo antes, y sobre todo de sus proyectos de futuro para el día, que veía muy cercano, en que triunfase el proyecto e ideales por los que estaba arriesgándolo todo por los pobres de Nicaragua y del mundo.

Había nacido un 9 de noviembre de 1941, de forma que estos días habría cumplido los 73... Al morir por la liberación de los pobres de Nicaragua acababa de cumplir los 37 años... Su recuerdo perdura, y su espíritu continúa animando a muchos. Y a nosotros nos ilumina y alienta. Hoy quiero contribuir, aunque sea un poco, a que entre unos cuantos de sus paisanos resuene el eco de sus sentimientos y compromiso. ... ... ...

... ... ...Unos años necesitó Gaspar para descubrir que el asistencialismo no solamente no resuelve los problemas de la pobreza, sino que sirve para encubrir las causas de la misma y que desvía la atención y los esfuerzos de los que aspiran a remediar los efectos de la injusticia como son la miseria, el hambre y el dolor de las mayorías: Por eso reconoce: "¡Quise apagar tu pobreza con justicia legalista!"... ¿Se puede apagar la pobreza con lo que la sociedad que tenemos y sus leyes proponen? ¿Quién hace las leyes en una sociedad injusta, capitalista? ¿Aseguran la justicia para los pobres las leyes de esa clase de sociedad? ¿No serán esas leyes un freno para la verdadera justicia?... No se encuentra respuesta pronta a esas preguntas.

Seguir leyendo...